Buscar
  • Carolina Casas

¡Este verano no te quedes sin frío!

Actualizado: 5 de sep de 2019



¿Sabes por qué…

Tu aire acondicionado huele mal, no enfría, suena mucho o echa demasiada agua?

¡Adelántate al verano! Revisa tu equipo de aire acondicionado al menos una vez al año y evita averías.

Como comentamos en nuestra entrada anterior, el mantenimiento y limpieza de los equipos es algo imprescindible. Vamos a repasar sencillas pautas que tú mismo puedes hacer para prevenir averías mayores.


Todo limpio

Uno de los elementos principales de nuestro equipo son los filtros, por ello deben tener un correcto mantenimiento. Esta limpieza es sencilla, basta con levantar la tapa delantera del split, ponerlos bajo el grifo, esperar que sequen y colocarlos nuevamente.

Una limpieza de filtros regular nos asegurará que el aire que nos llega sea de calidad y evitaremos daños mayores.


Malos olores

Es relativamente sencillo acabar con ellos, y una de las claves es utilizar el aire acondicionado de forma regular, haga frío o calor, con unos minutos al mes será suficiente. Te explicamos el porqué.

Si solo utilizamos el aire acondicionado en períodos concretos, por ejemplo en verano, puede quedarse acumulada un poco de agua en la batería interior; con el tiempo se forma moho y este causa esos olores desagradables.

Si no puedes utilizarlo de forma regular, puede ayudarte un ambientador para los filtros, consulta en tu tienda especialista.

Los malos olores también pueden venir del desagüe del equipo, instalando un sifón en la instalación solucionas el problema.


Falta de frío

Si tu máquina está funcionando pero notas que no enfría, no te alarmes; vamos de menos a más.

Primero, sentido común, si la máquina está en una habitación de orientación sur y quieres poner los split de diferentes habitaciones con diferentes orientaciones a la misma temperatura, la habitación sur siempre será más cálida, quizá solo necesites ajustar la temperatura.

Revisa que los filtros estén limpios y en buen estado, si no tienen un mantenimiento adecuado puede que estén evitando que el aire circule como debe.

Si la falta de frío persiste, es el momento de que intervenga un profesional, ya que puede deberse a falta de gas refrigerante por una fuga en el circuito, y debe de hacerse una prueba de estanqueidad; el caso más grave es que el compresor no arranque, por estar dañado o por fallo en el motor ventilador. Estos problemas necesitan la intervención de un técnico especialista.


Ruido

Antes de adquirir un equipo es algo que a todos nos preocupa, elegir una máquina con certificación A+++ nos garantiza el menor de los ruidos.

De todas formas con el paso de los años pueden aparecer ruidos debido a la falta de gas o de aceite en la línea frigorífica o en el compresor. Si el equipo tiene bastantes años, igual debemos de plantearnos adquirir uno nuevo.

También debemos revisar el exterior de nuestro equipo, ¡podemos tener inquilinos!

Pequeñas aves pueden decidir dejar su nido en nuestro equipo; utilizar el aire con el nido en los conductos dañará el motor.


Goteo de agua

Que salga agua del aire acondicionado es normal y además indicador de buen funcionamiento, la cantidad depende de la humedad del ambiente. Pero si el agua salpica hacia el interior…, hay que comprobar que la salida del agua no esté taponada y asegúrate de que el recoge aguas no esté lleno y revoque hacia dentro.


Para todo lo demás, cuenta con Sejescar, dispone de los mejores profesionales para tu hogar.

© 2020 Sejescar

  • Black LinkedIn Icon